El gobierno uruguayo confirmó el viernes el cierre parcial de sus fronteras, después de que por la tarde se confirmara que cuatro personas habían contraído coronavirus, informaron medios uruguayos.

En una conferencia de prensa celebrada en la noche del viernes, el presidente Luis Lacalle Pou afirmó que la confirmación de los casos obligó al gobierno a cambiar la actitud que se había tenido hasta el momento ante la pandemia de COVID-19. “Estamos en una fase distinta (y eso amerita) un cambio de actitud y de acción por parte del Gobierno”, dijo el primer mandatario antes de anunciar la emergencia sanitaria.

Lacalle Pou explicó que el cierre parcial de las fronteras implicará la cuarentena obligatoria para quienes provengan de países de circulación del virus, además de la prohibición del descenso de pasajeros y tripulantes de cruceros. Los países afectados por la medida serán China, Corea del Sur, Japón, Singapur, Irán, Italia, España, Francia y Alemania.

En relación a las medidas para evitar la propagación de la enfermedad, se anunció la suspensión de todos los espectáculos públicos, y la suspensión del control de asistencia en instituciones educativas de todos los niveles, tanto públicas como privadas.

El viernes por la tarde, el Ministerio de Salud Pública de Uruguay confirmó los cuatro primeros casos de coronavirus en el país. Todos los pacientes habían estado en Europa, tres de ellos en Italia, y otro en Barcelona, España, y habían ingresado al país entre el 3 y el 6 de marzo pasado.

Además, medios locales informaron que dos de los pacientes son procedentes de Montevideo y otros dos son de Salto.

Uruguay era uno de los pocos países de la región que aún no había registrado casos de contagio, si bien se habían efectuado pruebas a varios sospechosos, todas ellas con resultado negativo.

El jueves había sido anunciada la suspensión del festival musical Montevideo Rock, que iba a celebrarse este fin de semana en la capital uruguaya, y se anunció que la cuarta jornada del Torneo Apertura del fútbol local se disputaría a puerta cerrada.

Hasta esta jornada la cifra de fallecidos por el coronavirus había superado la barrera de los 5.000 a nivel mundial, el total de casos supera los 132.000 y los países afectados son más de 120.

Comenta: