República Dominicana inicia este miércoles la tercera fase de la desescalada del toque de queda implementado hace un año y cuatro meses para frenar los contagios del COVID-19.

El panorama luce alentador, ya que en lo que va de este mes solo han sido notificados 10,414 nuevos contagios, 10,693 casos menos que en el mismo período del mes pasado, cuando fueron reportados 21,107.

Asimismo, la ocupación hospitalaria de pacientes con coronavirus registra una reducción significativa y pasó del 70% de las camas de cuidados intensivos en uso el 20 de junio al 40% este mes.

La ocupación de camas para pacientes intermedios pasó del 50% al 26% en un mes y el uso de ventiladores se redujo de 56% a 33% en ese período.

(Almomento)

Comenta: