El promocionado plan con anuncios de Netflix podría llegar antes de lo previsto. La plataforma de streaming ultima los detalles para implementar una suscripción de bajo costo, ante la reiterada merma de sus espectadores.

De acuerdo a lo que indican varias fuentes, la versión reducida podría debutar a principios de noviembre y no en 2023, como se había anticipado de manera oficial.

El principal motivo es sacar una ventaja a Disney+, que también planea lanzar -bajo el rótulo Disney+ Basic- su propia variante del servicio con anuncios el próximo 8 de diciembre.

Si Netflix logra su cometido, se adelantará poco más de un mes a uno de sus rivales más cercanos y que recientemente lo ha superado en cantidad de suscripciones.

En julio, Netflix había informado a sus inversores que tenía previsto estrenar el plan con anuncios en el primer trimestre de 2023. Sin embargo, el beneficio no será para todos.

Entre los países confirmados son Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Francia y Alemania, según fuentes de la industria que han sido informadas sobre los planes del servicio de streaming.

De manera oficial, la compañía no confirmó ni tampoco desmintió el adelanto de su lanzamiento. Dicha fecha se mencionó en un informe de The Wall Street Journal sobre la estrategia comercial que estaría abordando la compañía para sumar anunciantes.

Netflix: cómo será el nuevo servicio más barato con publicidad

En un principio, la idea sería incluir cuatro minutos de contenido publicitario por cada hora de transmisión de contenido, de forma tal que diariamente un usuario podría llegar a ver un máximo de un poco más de una hora de anuncios.

Los mismos aparecerían antes y durante las series y películas, aunque no en todas. Esto se debe a que las producciones originales de Netflix no mostrarían ningún tipo de contenido publicitario, aunque, lógicamente, hay que ver si esto finalmente es así.

Si bien el valor mensual del servicio aún no fue confirmado oficialmente por la compañía, se sabe que será menos de 10 dólares, ya que ese es el costo actual del plan Básico, su nivel de mejor precio.

A todo esto, Bloomberg señala que Netflix está tratando de «lograr un cuidadoso equilibrio» entre los anuncios y la experiencia del usuario argentino que conoce desde 2011, cuando el servicio de streaming hizo su debut en el país.

El socio elegido para rentabilizar estos anuncios es Microsoft, con quien busca negociar las publicidades que aparecerían en el servicio de streaming. Para ello, la plataforma busca tener todo cerrado antes de setiembre.

La ventaja de tener un gigante como Microsoft es que puede «satisfacer todas las necesidades requeridas» para trabajar en la nueva suscripción con anuncios.

El servicio de streaming asegura que este plan con publicidad tendría alrededor de medio millón de suscriptores para fin de año. Para ello cerró un acuerdo sobre los precios minoristas, pero, según los informes, están considerando entre US$7 y US$9 por mes.

Según una publicación de la agencia Bloomberg, Netflix planea cobrar entre 7 y 9 dólares (1.666 a 2.142 pesos, al cambio del día del dólar tarjeta) por su próxima experiencia «ad-light», que resulta ser aproximadamente la mitad del costo de su plan estándar.

(el clarín)

Comenta: