A medida que va pasando la cuarentena, las redes sociales se ha convertido en una herramienta para que aquellos que estén cansados del entrenamiento puedan hacer catarsis.  En el caso de los memes, son los que han causado entretenimiento a todos los internautas y hace poco un nuevo meme viral ha invadido todas las plataformas, el cual está comparando a las personas, profesiones, épocas y todo tipo de cosas que generan debate entre las cosas del ayer y hoy.

Perro grande y perro chico”, así se conoce en castellano el meme  que se ha convertido en  tendencia global y cual también se le conoce en inglés scomo “Big doge, small crying doge”. Este poderoso meme no es nuevo, pero ha recobrado fuerza en Reddit, y de ahí en más no ha parado su esparcimiento.

Pero el éxito de este meme surge por la unión de dos anteriores. Uno que surgió a finales de 2013, y otro que nació en 2017. Los dos se tratan de distintos perros de raza shiba-inu, los cuales tienen sus orígenes asiáticos.

El primero fue conocido como “Doge” y es el perro que está recostado mirando de manera sorpresiva a la cámara. Mientras que el segundo se trata de “Cheems”, el cual aparece en la fotografía con una cara triste porque no le dieron de comer lo que quería.

Doge realmente se llama Kabosumama, y fue rescatado por una profesora de primaria, ya que había sido abandonada por el criadero donde era utilizada para generar crías. Y su fotografía se hizo viral luego que la encontraran en un foro de “confesiones de un shiba”

Por su parte Cheems, vive en Hong Kong y su nombre completo es Cheemsburguer, pero sus dueños lo bautizaron primeramente como Balltze.

Cheems tomó su popularidad luego de esta foto de 2017, y hasta el día de hoy siguen publicando fotos de su gran apetito.

Kabosumama, por su parte, ya tiene varios años más que en su momento de mayor fama, pero sigue entregando esa mirada que fue inspiración para tantos memes.

Con información de Agencia Meme

 

Comenta: