El Centro Cultural Banreservas y el Museo Bellapart anunciaron desde el jueves dos de junio la exposición pictórica «Colson desconocido. Reencuentro con el Caribe», con una selección de obras escasamente conocidas de este maestro de las artes visuales dominicanas

El Centro Cultural Banreservas, sede de la muestra, servirá para que el Museo Belsport  exponga una selección de 26 obras del artista puertoplateño fundamental para las artes gráficas nacionales.

La apertura al público será el viernes 3 y permanecerá abierta hasta el domingo 31 de julio, indicaron Myrna Guerrero, directora del Bellapart y Mijail Peralta Rodríguez, gerente de cultura de Banreservas. Se tiene apoyo de Seguros Banreservas.

Serán expuestas en la sala Aída Cartagena, 18 pinturas y 8 dibujos, realizadas durante la década de los años cincuenta, inspiradas bajo el lema «renovarse o morir», etapa colsoniana reconocida por los críticos de arte como sobresaliente.

Jaime Colson, poseedor de un talento extraordinario, una de las marcas más distintivas de las artes visuales nacionales, indica Peralta Rodríguez.

La directora del Museo Bellapart sostiene que: “El reencuentro con la luminosidad, el cromatismo de gentes y costumbres, la intensidad de rituales y tradiciones permeadas por la ancestral herencia africana impactó al artista y se puso de manifiesto en su obra”.

Y añade Guerrero: “Por primera vez  se presentará como un conjunto unitario y representativo de la producción colsoniana durante la década de los años cincuenta” por lo que la exposición tiene un sesgo que no se había manejado antes en una muestra.

El artista

Jaime Colson nació en Puerto Plata en el 1901, se formó e inició su carrera artística en Europa en el 1918 – Barcelona, Madrid, París – hasta que en el 1934 viajó a México, luego pasó a La Habana, Santo Domingo (1938) y París (1939).

En su estadía en España estudió preparatorio de dibujo en La Lonja, donde estaba la Escuela de Bellas Artes de Barcelona, teniendo como tutores al artista cordobés Julio Romero de Torres, al valenciano Cecilio Plá y como profesor, entre otros, al ya anciano Pedro Carbonell, autor del monumento a Colón, de Santo Domingo.

El estallido de la segunda guerra mundial (1939) le llevó de nuevo a Barcelona hasta 1949, cuando retornó brevemente a París antes de viajar a NY y regresar a Santo Domingo en el 1950. Habían transcurrido cerca de treinta años desde que partió de Puerto Plata.

Comenta: